Noticias de la eurocopa 2012

Estrellas de la Eurocopa: Zlatan Ibrahimovic, el genio de Suecia

Toni Quintero

Se trata del mejor futbolista sueco de los últimos años. Si mantiene en la Eurocopa el ritmo exhibido este año con el Milan, el combinado nórdico podría dar más de una sorpresa.

Ibrahimovic será la gran estrella de su selección para la Eurocopa de Polonia y Ucrania Ibrahimovic será la gran estrella de su selección para la Eurocopa de Polonia y Ucrania

Todo el juego de Suecia sigue una máxima: balones a Ibrahimovic. Algo que no obedece a un criterio artificial motivado por el especial carácter de este genial futbolista. Simplemente es el mejor jugador de su selección con diferencia. Por lo tanto, todo lo bueno que puedan hacer los nórdicos empezará y terminará bajo el sello de Ibra.

Tras su paso por el Barcelona la imagen del espigado delantero sueco había quedado bastante dañada. Llegó a Can Barça como un fichaje estrella y al año tuvo que hacer las maletas rumbo a Milán. Su fútbol no cuajó en un Barcelona diseñado para Lionel Messi. Sin embargo, como rossonero, ha vuelto a ser el que el verdadero Ibra: ariete de lujo para cualquier equipo.

Y esta temporada ha explotado todas sus virtudes. Ha sido el futbolista más importante de su club, que ha luchado hasta el final por el Scudetto. De una planta imponente, la calidad de Ibra es proporcional a su tamaño. Su altura debería de ser un inconveniente, pero el sueco maneja una clase y estilo en sus movimientos y acrobacias que pocos jugadores en el mundo se pueden permitir.

Va bien por arriba, como es normal para sus 1,95 metros de altura. Pero además regatea de forma sensacional y asiste con gran elegancia. Lanza penaltis y en el juego de espaldas difícilmente se pueda encontrar a alguien mejor que él. Toda una desesperación para los defensas rivales.

Zlatan llega a la cita de Polonia y Ucrania tras haber realizado el mejor año que se le recuerda en el Calcio. Es consciente de que su selección no está entre las favoritas ni siquiera entre las que puede poner en apuros a más de una candidata, pero quizás el sueco no tenga otra oportunidad de brillar con su combinado nacional.

Cuando militaba en el Barça renunció un tiempo a la selección por no sentirse motivado. A los pocos meses volvió. Nadie le reprochó nada. Es considerado el jefe de la selección, pero seguramente, tras esta Eurocopa, el lugar de Ibra en Suecia vaya desvaneciéndose. El Mundial de Brasil queda muy lejos y para una selección como Suecia, conseguir un billete mundialista siempre es muy complicado. Pero hasta entonces disfrutemos de las genialidades de Ibracadabra, puro carácter combinado con el mejor talento.